Estevia, el edulcorante natural

La stevia es un edulcorante natural sin calorías. Se extrae de la hierba Stevia rebaudiana, de sabor muy dulce, oriunda del nordeste de Paraguay. Los indios guaraníes la llamaban "hierba dulce" y la utilizaban para endulzar las comidas y bebidas. Se estima que existen unas 200 variedades de stevia originarias de América del Sur, pero ninguna otra variedad de stevia tiene la misma intensidad edulcorante de la Stevia rebaudiana.

Pero la stevia no sólo nos permite no renunciar al sabor dulce evitando el uso del adictivo y dañiño azúcar sino que numerosos estudios realizados muestran sus propiedades curativas en muy diferentes patologías:

Diabetes

Candida

Tensión alta

Pérdida de peso

Caries y gingivitis

Problemas digestivos

Nicotina y adicción al alcohol

Acné y otros problemas cutáneos cuando se usa tópicamente.

Casi el 80% de la producción mundial se concentra en China.

La hoja de stevia contiene proteínas, fibra, carbohidratos, hierro, fósforo, calcio, potasio, sodio, magnesio, zinc, rutina (un flavonoide), vitamina A y vitamina C

La stevia se usa en todo el mundo, principalmente en Japón, Sudamérica, China, Alemania, Malasia y Corea del Sur. En Japón la Stevia representa el 41% del mercado de los edulcorantes. Aunque no tiene calorías, el poder edulcorante de la Stevia es 300 veces superior al del azúcar

Según investigaciones realizadas la stevia ejerce un poder regulador en el páncreas y también ayuda a estabilizar los niveles de azúcar en sangre, por lo que se recomienda a diabéticos y a personas que padecen de hipoglucemia. Un efecto importante en la hipoglucemia es la acción tonificante de la stevia que incrementa los niveles de energía y la claridad mental.

Se han realizado numerosos estudios en animales de laboratorio para determinar si la stevia tiene efectos secundarios tóxicos. Muchos de estos estudios administraban stevia en cantidades extremadamente altas (hasta un 5% del peso de la comida del animal- sin que se reportaran ningún tipo de toxicidad. No se recomienda en embarazadas al no existir ningún estudio al respecto.

En 1986 investigadores de las universidades de Maringa y Sao Paolo evaluaron la influencia de la stevia en los niveles de glucosa en sangre. 16 voluntarios que gozaban de buena salud recibieron 5 gramos de hojas de stevia cada 6 horas durante 3 días. Los extractos de las hojas se preparaban sumergiéndolos en agua hirviendo durante 20 minutos. Antes y después de administrar el extracto se realizaba un test de tolerancia a la glucosa y se comparaban los resultados con el grupo que no había recibido los extractos de stevia. Durante dicho test los pacientes ingieren un vaso de agua con glucosa y sus niveles de glucosa en sangre se evalúan en las horas siguientes. Aquellos que tienen una predisposición a la diabetes mostrarían unos niveles más altos de glucosa en sangre.

Los niveles de azúcar en sangre de los voluntarios que tomaron stevia se redujeron de forma significativa, una indicación de que la stevia puede beneficiar a los diabéticos al reducir su consumo de azúcar.

Stevia se recomienda para los casos de candidiasis –candida albicans. Mientras que el azúcar alimenta a la cándida la stevia no, con lo que las personas que sufren de exceso de candida pueden añadirla a su dieta.

Estudios preliminares sugieren que Stevia reduce la presión arterial

Varios estudios realizados en ratas han indicado que la stevia tiende a reducir los niveles elevados de presión arterial, no afectando a la presión arterial normal.

En 1995 el doctor Melis de la cátedra de Biología de la Universidad de Sao Paulo en Brasil administró extractos de Stevia a ratas de laboratorio durante 20, 40 y 60 días. A los 20 días no hubo cambios en las ratas tratadas con Stevia con respecto al grupo de control que no recibieron Stevia. Tras 40 o 60 días de recibir el extracto, hubo una reducción de la presión arterial a la vez que un efecto diurético con pérdida de sodio.

Cuando a un grupo de voluntarios con edades comprendidas entre los 20 y 40 años se les administró un té preparado con hojas de stevia, la presión arterial descendió. (Boeck, 1991).

Stevia es una alternativa no calórica y no tóxica en las dietas de adelgazamiento

La Stevia es una ayuda excepcional en las la pérdida de peso porque no contiene calorías y reduce la adicción al azúcar y las grasas. Dado que el cuerpo humano no metaboliza el compuesto denominado glucosita (pasa por los canales habituales de eliminación) que contiene la hoja de Stevia, no le aporta ninguna caloría al organismo.

Estudios preliminares indican que la Stevia puede resetear el mecanismo del hambre en las personas en las que la senda de comunicación entre el hipotálamo y el estómago está obstruida. De hecho, la Stevia ayuda que una persona se sacie antes, lo que le ayuda a comer menos.
 
Stevia ayuda a evitar las caries

Es sabido que el azúcar provoca caries. Ciertas bacterias de nuestras bocas, especialmente streptococci mutans, fermentan ciertos azúcares produciendo ácidos, que disuelven el esmalte de los dientes causando caries. Investigaciones han demostrado que el compuesto denominado Stevioside que contiene la hoja de Stevia no provoca caries, dado que no fermenta en presencia de bacterias. Stevia también inhibe el crecimiento y la reproducción de algunas bacterias y otros organismos infecciosos, incluyendo las bacterias que provocan las caries y la gingivitis. Se recomienda hacer enjuagues bucales con agua con Stevia o añadirla al dentífrico. Por esta razón la gente que consume regularmente Stevia padece de menos resfriados.

Cocinando con Stevia

Stevia se puede añadir a bebidas, zumos, ensaladas, verduras… Sustituye al azúcar en repostería en la elaboración de postres, tartas o bizcochos. Al contrario que el aspartamo, la sacarina y otros edulcorantes artificiales, la stevia permanece estable a altas temperaturas por lo que se puede usar en platos cocinados u horneados. Temperaturas de sólo 30 ºC dañan los edulcorantes químicos provocando daños en la salud. Por ello el sabor de los edulcorantes artificiales cambia de forma significativa con el paso del tiempo después de que se añadan al o al café caliente.

Como el azúcar es necesario para estimular la fermentación de la levadura, los postres horneados a los que se ha añadido stevia no subirán tanto como los elaborados con azúcar.

Muchas marcas comercializan la stevia en frascos con goteros de goma, que según la Dra. Clark desprenden ácido malónico, cerio y metales pesados.


Stevia de la marca "DrClark" 20gr.:

Hojas en polvo de la planta Stevia. Producto totalmente natural, no contiene ningún otro ingrediente.

Sin calorías. Apto para diabéticos y personas con candida.

Un espolvoreado equivale a dos cucharaditas de azúcar.

Productos de la casa DrClark en conformidad con las directivas de pureza de la Dra Hulda Clark: libre de inmunosupresores como metales pesados, solventes, PCB's, radioactividad o colorantes azoicos

¿Por qué elegir suplementos DrClark?

¡El único edulcorante saludable!

Precio:          comprar


¡Ya no tienes que renunciar a los dulces para llevar una dieta saludable y lucir una figura esbelta!

Elabora bizcochos, tartas o tus postres preferidos a base de harina de Coco y stevia.


 
Stevia, hierba medicinal. Remedio para diabéticos. La estevia regula los niveles de azúcar en la sangre.
Numerosos personas con pié diabético y retinopatias diabéticas han visto sus dolencias mejorar o incluso desaparecer tras un periodo de tiempo usando stevia.



Revista médica Discovery DSalud:
La Stevia, útil en casos de diabetes e hipertensión
Artículo publicado en diciembre 2010.

La Stevia, singular y novedoso edulcorante natural.
Artículo publicado en diciembre 2009.



Lecturas recomendadas:

- DESCUBRE LA STEVIA: LA ALTERNATIVA MAS PODEROSA AL AZUCAR Y LOS EDULCORANTESN. BARBARA SIMONSOH.

- ESTEVIA, DULCE MEDICINA. JOSE T. GALLEGO

               SubirSubir                      Enviar a un amigo                         Imprimir   Imprimir